Entradas Recientes
Lowell Brueckner
feedburner

Ingrese su dirección de correo electrónico:


Entregado por FeedBurner

Crucifixión y resurrección

Etiquetas:

En el siglo 17, los cristianos lucharon contra los mismos enemigos que el cristiano verdadero y sincero tiene en el día de hoy. Escuchemos a un puritano procurar morir a todo lo que estorba su progreso espiritual y levantarse por el poder del Cristo resucitado. He puesto una parte en negrita, para enfatizar algo en que debemos poner una atención mayor... 

Oh Señor,


Me maravilla que te encarnaras, te crucificaran, murieras y fueras sepultado.

El sepulcro reclama mi alabanza admirada, por cuanto está vacio y resucitaste;
el evangelio cuádruple así lo atestigua, 
los testigos presenciales así lo demuestran, 
la experiencia de mi corazón así lo entiende.

Quiero morir contigo para resucitar a una nueva vida, porque deseo estar muerto y sepultado para el pecado, para el egoísmo, para este mundo; de forma que no oiga la voz del seductor y pueda ser liberado de sus pasiones.

La oscuridad presente y la luz venidera

Etiquetas:

  
11. Un estudio expositivo de Isaías, capítulo 9

¿En la iglesia o grupo donde asistes se ofrece un estudio bíblico, versículo tras versículo? Hay pocos que lo hacen hoy en día, sin embargo, es de suma importancia que los creyentes se ayuden mutuamente en algo que es tan vasto como la Palabra de Dios. ¿Has seguido estos estudios del libro de Isaías desde el principio? Si no es así, te invito a volver a la introducción para obtener un buen trasfondo sobre la historia y los eventos hasta ahora comentados. Este libro está repleto tanto de profecía mesiánica como de sólidos principios espirituales, adecuados para todos los tiempos.


También quisiera informarte del estudio que hicimos el año pasado sobre el libro de Zacarías. Espero que tengas tiempo para la lectura y quieras incluirlo en tus estudios personales. Zacarías era un profeta informado, como Isaías, del Mesías venidero, pero posiblemente Zacarías recibió más acerca de la segunda venida de Cristo. Estamos en días en los que, especialmente, tenemos que estar informados, porque las señales de Su venida están a nuestro rededor y sería trágico ignorarlas.


Ahora… es tiempo para ver algo más de las profecías de Isaías sobre el Mesías.

Luz al terminar el túnel

Nuestro propósito principal, al estudiar la Biblia, es recibir iluminación sobre la persona y la naturaleza de Dios mismo. Con el capítulo 9, estamos a punto de aprender algunas lecciones vitales sobre los caminos de Dios, por medio del Espíritu Santo. El capítulo 8 nos dejó en un túnel oscuro de angustia, del cual, si recuerdas, el comentarista Barnes dijo lo siguiente: “Casi sentimos que estamos hundidos en la melancolía o la pesadumbre, y vemos objetos de terror alarmante a cada lado”. 

Pero ahora fíjate: “No habrá siempre oscuridad para la que está ahora en angustia. Como en tiempos pasados hizo que fuera despreciada la tierra de Zabulón y la tierra de Neftalí, así en los venideros la hará gloriosa por el camino del mar, al otro lado del Jordán, en Galilea de los gentiles.” Vemos como, al terminar el túnel de Dios, ¡hay luz! No se le puede garantizar a ningún creyente que va a ser guardado de las pruebas más severas, o de que no va a recibir una dolorosa disciplina por sus pecados. Ningún buen estudiante de la Biblia te diría lo contrario. Sin embargo, los que permiten que Dios escriba sus biografías “en tablas de carne del corazón” (2Co.3:2), sin excepción, ¡encontrarán la luz gloriosa al final! Esto es lo que diferencia los relatos de Dios de los cuentos impredecibles de este mundo.   

Evangélicos rumanos se solidarizan con la familia Bodnariu


(la foto es de delightintruth.com)
Hace poco aprendí los detalles de esta familia en Noruega. Amigos rumanos me han dicho que los niños más grandes de la familia salieron de la casa para ir a la escuela y no volvieron. Me dicen que la causa fue "radicalismo", porque cantaron una canción cristiana y dijeron que Dios castiga el pecado. Entonces las autoridades quitaron los demás niños de la casa, el menor de 3 meses de edad. Si esto es cierto, es entonces un caso de persecución religiosa. 



Un reportaje de Protestante Digital.com del 8 de enero, 2016


Convocan una protesta en Madrid “contra los abusos de los servicios de protección del menor en Noruega”. Desde la Embajada noruega consideran que hay “un malentendido sobre cómo ejerce sus funciones” el Barnevernet.

Leer más: http://protestantedigital.com/espana/38267/Evangelicos_rumanos_se_movilizan_en_solidaridad_con_la_familia_Bodnariu

¡A la ley y al testimonio!

Etiquetas:


10. Un estudio expositivo de Isaías, capítulo 8


Espero que haya estudiantes serios de la Biblia que estén siguiendo estos estudios junto a mí, intentando escuchar al Autor, el Espíritu Santo, hablando por medio de Isaías. Su voz resuena en el tiempo y tenemos que captar su intención original, que sigue viva para nosotros. Cuando tratamos con la verdad eterna, que viene de fuera del tiempo, no podemos relegarla a una era en particular. Lo que es la verdad, siempre es la verdad. Jesús dijo: “Yo soy la verdad” (Jn.14:6), y el escritor de Hebreos declara: “Jesucristo es el mismo ayer, hoy y para siempre” (He.13:8). Por favor, abre tu Biblia en Isaías 8 para ver versículo tras versículo. 


El despojo se apresura, la presa se precipita

En el último capítulo vimos el significado del nombre de un hijo de Isaías, Sear-Yasub, y ahora veremos el de su otro hijo, Maher-salal-hasbaz. Imagínate al padre Isaías llamándole desde la casa, como nuestros padres hacían: “¡Maher-salal-hasbaz, ven a la mesa inmediatamente! ¡No te voy a llamar otra vez!”… ¡Ya entiendo por qué! Porque hasta que volviese a repetir ese nombre se enfriaría la comida. Bueno, es una broma, pero hablando seriamente, nada más abrir este capítulo encontramos una lección para nosotros sobre lo que es un profeta. Él no se sienta en su despacho, esperando una palabra del cielo. Un verdadero profeta vive lo que profetiza; quiero decir, que su ministerio es su vida.

Esto se comprueba por lo que vemos con Isaías y su familia, y no tomaré más tiempo y espacio para mencionar otros casos que están por toda la Biblia, y que confirman lo que estoy diciendo. Al despertar por la mañana él es un profeta, y cuando se acuesta sigue siéndolo. Su vida está enredada con su ministerio, y su esposa y sus hijos también (vs.1-3). Isaías era profeta, su esposa profetisa, y sus dos hijos profecías. Creo que es una manera muy sana de ver la relación entre el ministerio y la familia, mucho mejor que ponerlo en dos categorías, compitiendo una contra la otra, como a veces escuchamos en estos días (fíjate en el v.18). 

Enséñanos a orar

Etiquetas:

Minutos después que esta diapositiva fue tomada por mi padre
en 1957 de un día de campo, los participantes desaparecieron
en el bosque en las garras de un espíritu de oración. Resultó
un mover de Dios sobre todo el territorio.  
¿Cuántas veces hemos creído una falsedad o una media verdad, porque la escuchamos repetidas veces? Tú y yo hemos oído que la oración es como una charla con Dios. Por mi parte, he quedado insatisfecho con esa definición. Me parece muy humanista y quita la gloria y el poder de lo que es la verdadera oración.

Una de las cosas que me hizo ver mejor la que es la oración, fue cuando fuimos a Londres y visitamos la antigua casa de John Wesley. El guía nos mostró una cámara bastante pequeña y dijo, “Esta fue the powerhouse de Inglaterra.” Fue el lugar donde Wesley arrodillaba para orar. Quizás la mejor manera de traducir al español powerhouse sería centro neurálgico. Las oraciones de Wesley no fueron charlas con Dios; fueron tiempos a solas con Dios que generaba poder para toda la nación de Inglaterra. ¡Muy bien! Si la viéramos así, personalmente y en grupos, entraríamos en nuestras cámaras con la potencial de transformar personas entre nuestras familias y amistades; de despertar espiritualmente a nuestros vecindarios, territorios, y las naciones.

Tozer escribió contra el argumento que pretende que Dios siempre contesta la oración, sólo que a veces contesta diciendo “que no” o “espera”. Tozer lo vio como una excusa por nuestras oraciones impotentes que no mueven la mano de Dios a acción. Nos conduce a la pasividad y la indiferencia. ¡Mover a Dios requiere pasión y desesperación! Cuando los esquimales en noreste Canadá vieron que sus jóvenes estaban cometiendo suicidio por un porcentaje cuatro veces más que lo del resto del país, los cristianos entraron en un intenso periodo de oración. Un cristiano se acordó del “dolor, los gemidos” de la oración. Lo mismo pasó en Uganda, cuando los soldados estaban masacrando a los cristianos en multitudes. Muchas veces, saldría un cristiano de su casa y jamás volvería. Los otros miembros de la familia supieron lo que había pasado y no tuvieron porque buscarle. Lo único que pudieron hacer era clamar a Dios.